BENEFICIOS EN INCORPORAR INGENIERÍA A LA INDUSTRIA DE AGROMÁQUINAS

Agradecemos a Maquinac la entrevista que aquí compartimos 

https://www.maquinac.com/2018/01/fernando-amaro-grandes-beneficios-incorporar-ingenieria-la-industria-agromaquinas/


24/01/2018 | NOTICIAS | ENTREVISTAS

Fernando Amaro: “Hay grandes beneficios en incorporar ingeniería a la industria de agromáquinas”

El titular de Amaro & Amaro Engineering Solutions explica qué puede ofrecer su empresa a los fabricantes de maquinarias agrícolas para cubrir las necesidades del agro, conquistar mercados y reducir costos.

Obtener un producto más evolucionado y efectivo, en menos tiempo y a menor costo, es un objetivo de la industria de maquinarias agrícolas y es precisamente lo que ofrece Amaro & Amaro: soluciones de ingeniería.

Para exportación o para competir en el mercado local, hay necesidad de incorporar tecnologías en los productos y Amaro & Amaro, aporta en ese sentido 20 años de experiencia en desarrollo de Producto y Procesos.

Trabaja con un equipo de ingenieros capacitados en diseño, materiales, ciclos de montaje, reducción de costos, estandarización de componentes, verificación virtual, construcción de prototipos y automatización, entre otras cosas.

La empresa es socia estratégica de las principales terminales en la industria automotriz y de CNH Industrial en maquinarias agrícolas.

El ingeniero Fernando Amaro, titular de la firma, señala en diálogo con MaquiNAC que el desarrollo tiene obligatoriamente un target multidireccional, porque debe ser igualmente satisfactorio para el industrial que invierte, para el operario que interviene en la fabricación y para el usuario final.

Ideas y realidades

¿Qué está en condiciones de ofrecerle Amaro & Amaro a una empresa de maquinarias agrícolas?

Nosotros hacemos tanto desarrollos de nuevos productos, como mejora de equipos que ya estén en producción.
De hecho, los proyectos industriales no son sólo de innovación e invención.

Puede haber necesidad de adaptar una tecnología a ciertas condiciones geográficas y climatológicas, por lo que tanto la mecánica como el diseño van a modificarse.

Otras veces el desafío está en reducir el costo de una pieza, simplificando su diseño sin alterar su funcionalidad. Incluso la sustitución de importaciones por piezas de fabricación local es parte de nuestra especialidad.

Concebimos Reingeniería, Value Engineering, Reducciones de Costos, optimizaciones de pesos…vale decir, todos desarrollos orientados al producto, nuevo o existente.

Supongamos que una fábrica de sembradoras tiene el prototipo de un nuevo modelo. ¿Qué puede aportar Amaro & Amaro?

Si el equipo ya está construido, podemos acompañar a la empresa en las pruebas de campo, relevar datos, como por ejemplo esfuerzos estructurales y llevar todo esto a modelos matemáticos.

Mediante simulaciones se puede analizar cómo se está comportando la estructura del equipo en campo, para comprobar si son necesarias modificaciones, ya sea determinando componentes a reforzar o detectar componentes que estén sobredimensionados.

Luego se obtendrán resultados que van a determinar los planes de mantenimiento, las condiciones de uso y advertencias de seguridad que contienen los manuales.

Contamos con una amplia experiencia en la elaboración de publicaciones técnicas interactivas o gráficas en varios idiomas e ilustradas a partir de los mismos archivos desarrollados por la Ingeniería.

¿Hay posibilidades de actualización?

Un software compatible con los que se utilizan para elaborar los modelos matemáticos, prototipos y simulaciones virtuales nos permite actualizar automáticamente la documentación técnica.

De modo que el usuario puede ingresar desde su teléfono celular para ver el catálogo de repuestos, el manual de operación o mantenimiento y allí el contenido siempre estará actualizado.

También, en los procesos de fabricación de ese producto ya desarrollado es posible aplicar soluciones de Ingeniería como la automatización de tareas manuales, la incorporación de un herramental o dispositivo de fabricación, el rediseño de un ciclo productivo o la reducción de costos y tiempos por estandarización de una pieza.

Reducción de costos y tiempos

Entonces ¿hay un enfoque tecnológico que, de algún modo, escanea todo el equipo en búsqueda de defectos?

Así es. La verificación y validación virtual permite experimentar como trabajará el producto incluso antes de que exista realmente.La verificación virtual permite la comprobación total del diseño, su funcionalidad y performance, reduce los costos y los tiempos que implica la realización de “prueba y error” con los prototipos.

De este modo, no sólo se acelera el tiempo de desarrollo sino que también se concentran los ensayos en someter la maquinaria a las exigencias de campo y medir su productividad.

¿Se pueden hacer simulaciones?

Antes de poner el prototipo en funcionamiento se pueden simular condiciones de campo, a partir de datos relevados, para observar el comportamiento de las piezas.

Se realiza una simulación mediante software específico pudiendo detectarse zonas de concentración de tensiones, o situaciones de alta exigencia de los componentes, como podría ser el caso de las vibraciones, deformaciones plásticas, interferencias dinámicas, etcétera.

En resumen: se puede verificar y validar de forma teórica antes de poner un equipo en producción, lo cual acorta mucho los tiempos de desarrollo de una máquina y también los costos.

Hay grandes beneficios en incorporar ingeniería a la industria de agromáquinas.

Testeo

Si el equipo todavía está en proyecto, esta modalidad de trabajo ¿permitiría arrancar con un diseño testeado, ya “limpio” de posibles imprecisiones?

Exacto. Se hace un testeo previo virtual y se pulen los defectos. El tiempo de desarrollo del equipo se reduce porque se detectan esos problemas antes de la fabricación.Entonces, cuando se van a hacer los ensayos de campo, ya hay aspectos que están solucionados y se puede salir a la producción con un período de pruebas menor al habitual.

Por lo tanto, se evita el proceso de construir el prototipo, probarlo a campo, rediseñarlo y volverlo a probar y después repetir el rediseño. Ese ciclo de prueba y error se disminuye significativamente.

Hacer una máquina agrícola nueva, con las soluciones de Ingeniería, ya no depende del prueba y error.

Trayectoria

¿Qué experiencia ha desarrollado Amaro & Amaro en el sector de la maquinaria agrícola?

Nosotros colaboramos en el desarrollo de productos y procesos para CNH Industrial dentro de la planta que posee en Ferreyra, Córdoba.Estos trabajos están relacionados con las gamas de tractores y cosechadoras que la compañía produce. Por supuesto, es una colaboración continua porque las máquinas siguen evolucionando, incorporan tecnología, mejoras de diseño y se adaptan a las nuevas necesidades de uso.

Además, indirectamente, hemos hecho trabajos para empresas agropartistas y fabricantes de componentes.

También para Iveco hemos trabajado en el desarrollo de vehículos que están relacionados con aplicaciones agrícolas o industriales.

¿Cuál es la modalidad de trabajo para encarar un proyecto?

Nos reunimos con el cliente para conocer sus necesidades, con el asesoramiento de nuestro equipo de ingenieros. Y en el caso de que haya una idea nueva, un concepto, lo analizamos desde varios puntos de vista.

Con toda esa información se hace el estudio inicial y la ingeniería avanzada de lo que es el primer desarrollo del concepto, del componente o del equipo que el cliente quiera fabricar.

¿Y cuando el producto ya está desarrollado?

En el caso de la Re-Ingeniería de un equipo, trabajamos en conjunto para determinar si existen problemas de calidad, de costos o de innovación tecnológica.

Puede tratarse de un rediseño orientado a mejorar el estilo, el costo o la funcionalidad: una nueva estética o imagen, el reemplazo de componentes, la incorporación de un elemento de confort o una aplicación nueva… las mejoras son permanentes y diversas.

Crecimiento

¿Cómo nació Amaro & Amaro y cuál fue su evolución?

La empresa empezó en 1997, enfocándose en lo que es el diseño de dispositivos de matricería para estampado y soldadura de chapa en la industria automotriz.Posteriormente hicimos un trabajo de envergadura para la planta de Mercedes Benz en Brasil en Juiz de Fora. Y a partir de ahí también incursionamos en lo que es desarrollo de productos.

También asesoramos cuando Renault montó la planta de Curitiba en Brasil, participando en desarrollo de procesos y de productos.

A partir de estos trabajos, desde el año 2002 crecimos muchos en lo que es la parte de productos y procesos. Nos hicimos fuertes y nos especializamos en este segmento.

Fuimos captando clientes como el Grupo Fiat para el que hicimos muchos desarrollos, y seguimos haciendo, para Iveco, CNH y FPT, la fábrica de motores.

Con estos clientes, una pyme de maquinaria agrícola podría pensar que el trabajo de Amaro & Amaro está fuera de su alcance…

Para nada. Asesoramos a empresas de toda escala. Hicimos, por ejemplo, un desarrollo para un cliente que está lanzando un candado con patente a nivel mundial.

Nos adaptamos perfectamente a las necesidades de cada cliente. No porque trabajemos con grandes compañías queda anulada la posibilidad de trabajar con una pyme agropartista.

¿Hay un modelo ya probado en la industria automotriz que se podría extrapolar a la industria de la maquinaria agrícola?

Exactamente. Hay un esquema de trabajo que la industria automotriz lo tiene absolutamente aceitado y que es de donde salen todas las bondades de esa industria.

Con toda nuestra experiencia, podemos trasladar esos beneficios a una fábrica de maquinarias agrícolas o de agropartes.

¿Hay experiencias con firmas agropartistas?

Con una firma agropartista estamos automatizando la soldadura de unos cóncavos porque es proveedora de una compañía multinacional de maquinaria agrícola. Se incorporó un robot para automatizar la soldadura y dejar de hacerlo manualmente.

De esta manera está resolviendo problemas de calidad y acortando muchísimo los tiempos de trabajo. Ejemplos como este hay muchos.